//El juicio a los estudiantes Saharauis finaliza con cadenas injustas

El juicio a los estudiantes Saharauis finaliza con cadenas injustas

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this pageShare on Tumblr

Tras múltiples aplazamientos, el juicio farsa al que fueron sometidos los estudiantes Saharauis conocidos como “Compañeros de El Ouali” se ha saldad con cinco condenados a penas de 10 años de prisión (Abdelmaoula Elhafidi, Aziz elwahidi, Elbbar elkntawi, Mohamed dada y Mohamed zaakouk) a 3 años de prisión los restantes.

Aunque no se conocen las acusaciones concretas en cada sentencia en las que se basa la pena. En un primer momento el motivo de su detención fue la acusación de provocar la muerte premeditada de un civil, destrucción de inmuebles e incentivar la destrucción de bienes e inmuebles.

La realidad es que estos jóvenes eran conocidos por su activismo pacífico a favor de los derechos humanos y la autodeterminación de si pueblo, y fueron detenidos tras su participación en unas manifestaciones estudiantes Saharauis, y torturados de forma sistemática por las fuerzas marroquíes, forzándolos a realizar diversas huelgas de hambre para denunciar la situación que estaban padeciendo.

Por otra parte, tal y como denunciaron múltiples asociaciones, los Observadores Internacionales que se dirigian a Marrakech para supervisar la legalidad de este proceso fueron expulsados del país. La entrada al juicio fue prohibida a amigos y a medios de comunicación social Saharauis, y sólo un familiar de cada preso puedo acceder a la sala. Obviamente todo obedece a una estrategia del país ocupante, que ya había decidido las sentencias para estos manifestantes.

Los acusados se presentaron ante el tribunal entonando cánticos a favor de la liberación del Pueblo Saharaui y de su país: el Sahara Occidental y aprovecharon esta última sesión del proceso para reafirmar su inocencia y su lucha no violenta a favor de la autodeterminación.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this pageShare on Tumblr